Más de una decena de jugadoras del vóley femenino de Sansinena participó en la víspera del primer entrenamiento presencial desde el inicio del período de aislamiento social, preventivo y obligatorio que rige en el país desde el 20 de marzo.

Esta actividad fue habilitada por el Municipio de Bahía Blanca durante la última semana y hasta el momento es la única disciplina grupal con rutina física dentro de las instalaciones del Tripero.

El entrenador Rubén Palacios, en consonancia con el protocolo, organizó dos turnos de 45 minutos con el plantel conformado por Silvana Ayestarán, Tamara Hernández, Viviana Mendoza, Romina Cazenave, Evangelina Pereyra, Yanina Barroso así como Claudia Solís, Fernando Moreno, Mónica Vitángeli, Carolina Lucanera, Mayra Vitali; Eliana Sánchez, Adriana Suárez y Cecilia Trama.

Asimismo integrantes de la comisión directiva se encargaron de tomar la temperatura corporal, de facilitar alcohol en gel y precisar detalles del modo de acceso y cuidados individuales y colectivos a cada una de las chicas que se hizo presente en el gimnasio de calle Paso.

El vóley, como la inmensa mayoría de los deportes, no ha tenido competencia en este 2020 y, por la razones de público conocimiento, es prácticamente inviable la realización de un torneo oficial en lo que resta del año.