El intendente Héctor Gay informó, a través de Prensa Municipal, que el jefe de Gabinete de la gobernación bonaerense, Carlos Bianco, le confirmó que quedó establecido el regreso del partido de Bahía Blanca a la fase desde el lunes.

Estarán permitidas desde este 20 de julio todas las actividades que incluye la fase 3, y se suman: las obras privadas de construcción; el servicio doméstico; la venta al por menor de productos textiles, prendas de vestir, calzado y juguetes en comercios de cercanía con ingreso de clientes; las salidas de esparcimiento (caminar, correr y andar en bici) y las actividades religiosas.

Una vez publicado el Decreto provincial, además, estará autorizado el servicio de comidas y bebidas para consumo en locales gastronómicos.

Y por este motivo el jefe comunal convocó para el lunes a las cámaras empresariales que nuclean al rubro para analizar los pasos a seguir, así como las medidas de seguridad epidemiológica, de funcionamiento y de distanciamiento con las que se deberá trabajar en bares, restaurantes y cervecerías.

En tanto, el servicio de comidas y bebidas para consumo en locales gastronómicos será habilitado luego de definir las restricciones y normas que se deberán respetar.

Las nuevas medidas anunciadas por el gobierno de la provincia, que se extenderán hasta el 2 de agosto, definen nuevos criterios para las distintas fases.

En la 4 se estipuló que estarán “aquellos municipios que en alguna de las últimas dos semanas hubiesen tenido más de 10 nuevos casos Covid cada 100.000 habitantes por semana”.

Cabe aclarar que aún no se permitirá actividades culturales (transmisión remota y grabación de shows); actividades deportivas al aire libre; actividades recreativas con distanciamiento social; actividades sociales con distanciamiento físico de hasta 10 personas y gimnasios.

Éstas recién se podrán habilitar en la fase 5, que incluye a los municipios “que en alguna de las últimas dos semanas hubiesen tenido menos de 10 nuevos casos Covid cada 100.000 habitantes por semana”.