Antonella, la hermana de Luciana Moretti, víctima del femicida Pablo Cuchán, optó por enviar una carta a los medios de comunicación para brindar el punto de vista de su familia en cuanto al cumplimiento de condena del asesino.

“Durante 17 años, los Moretti transitamos un largo camino en búsqueda de justicia, un camino con múltiples obstáculos, en que siempre nos apoyó y acompañó la prensa de Bahía Blanca, la zona y la región.

Mi papá desde el primer momento se puso al hombro la investigación por el crimen de mi hermana Luciana, aún a costa de su salud, nunca le tembló el pulso para golpear puertas y exigir justicia.

Y ustedes, los periodistas, allí estuvieron para acompañarlo.

Cuando papá falleció y continué su camino, me tocó empaparme de detalles de la causa que sólo él conocía -prácticamente de memoria- y comenzar a golpear puertas para exigir justicia.

Y ustedes, los periodistas, estuvieron ahí para acompañarme de la misma manera que lo hicieron con papá-. Hoy el camino llegó a su fin, el asesino de Luciana cumplió su condena y obtuvo su libertad.

Tengo la conciencia en paz que todo lo que podíamos hacer para que cumpliera la condena, lo hicimos. Aun cuando fueron más los “no” que los “sí” los que obteníamos, finalmente logramos que regresara a prisión y cumpliera la condena que restaba.

En estos 17 años ustedes siempre estuvieron para nosotros y es por eso que hoy quiero, a través de estas líneas, explicarles el silencio guardado en estos días.

Tomé la decisión de no dar notas y le pedí lo mismo a mi abogada porque entendí que todo lo que se podía decir ya lo habíamos dicho, que todo análisis que se pudiera hacer ya lo habíamos hecho y que no había nada nuevo que aportar.

Pero no es menos cierto que tenía la obligación de explicarles esto a ustedes que tanto nos han acompañado.

Ya hace 6 años que papá no está y hace algunos meses también partió mamá, quedamos pocos y decidimos que no queríamos seguir revolviendo las viejas heridas, que debemos continuar la vida que durante 17 años estuvo entre paréntesis, por eso preferí no hablar ahora ni más adelante, es necesario cerrar esta etapa, al menos para nosotros.

Más allá de ésta decisión de guardar silencio, quiero agradecer profundamente a cada periodista que visibilizó la lucha de la familia Moretti y a cada persona que nos acompañó en nuestra lucha que hoy llega a su fin y también agradecer por el respeto que han tenido a este silencio que he mantenido y mantendré.

También quiero agradecer a nuestra abogada, Viviana Lozano, por todo lo que hizo, por acompañarme desde que falleció mi papá y por ayudarme a seguir hasta el día de hoy. Gracias a todos”.

Foto: La Nueva.