El último sábado, el grupo scout San Miguel Arcángel inició las actividades programadas para el presente año destinadas a más de 300 chicos y adultos de la localidad que en mayor medida se desarrollarán en el predio de Gurruchaga y Libertad.

El Grupo San Miguel está conformado por 210 niños, distribuidos en 7 secciones: Castores (5 a 7 años), Manada (7 a 11), Unidad (11 a 14), Caminantes (14 a 17) y Rovers (17 a 21). A su vez el Grupo cuenta con un plantel de 45 dirigentes.

Uno de los responsables de la agrupación, Rodrigo Medrano, aseguró que “este año tenemos un gran desafío, porque participarán muchísimos jóvenes. Esta respuesta de interesados es producto del trabajo que se viene realizando hace algunos años en el Grupo, gracias a la constancia en el seguimiento de la progresión personal”.

Medrano subrayó la responsabilidad que se asume al contener a una importante cantidad de jóvenes, “y el total apoyo de los padres, a quienes agradecemos la confianza y el convencimiento de que la educación Scout es parte de la formación de vida para los jóvenes de nuestro pueblo”.

Agregó que “lo que intentamos hacer desde nuestro lugar es promover y reforzar valores, desde la educación no formal, construyendo jóvenes capaces de tener un rol activo en la sociedad a través del liderazgo, intentando a que se involucren en las actividades sociales y comunitarias de su lugar de pertenencia”.
Asimismo aseveró que “nuestro objetivo principal es incentivar a nuestros chicos a que desarrollen plenamente sus talentos, y sus habilidades; que descubran sus mayores capacidades para aportarlo a los demás”.

“Además, intentemos promover un estilo de vida, que les permita ser personas preparadas espiritualmente para una vida plena y feliz. De eso se trata, que aprendan a jugar y que conciban la vida como un gran juego”.