Si bien se identificó plenamente con Olimpo, aquellos amantes del fútbol local se acercaban sin dudar a presenciar los viejos torneos regionales para disfrutar del talento de Roberto Andrés Depietri.

El nacido y criado en la rionegrina localidad de Darwin, falleció en las últimas horas tras contagiarse de Covid.

El “Dipi” apenas tenía 55 años. Su muerte causó un hondo pesar en cada club del que formó parte y en el ámbito periodístico, particularmente, de quienes estábamos lejos de redactar cuando el “10” estaba en la cresta de la ola.

Quienes hoy lo recuerdan destacan su finura, su elegancia, su potencial dentro de la cancha y lo que era fuera del verde césped: un señor.