Como parte de los operativos de concientización y prevención durante esta emergencia sanitaria, personal policial continúa solicitando el permiso correspondiente de circulación.

En la víspera aproximadamente el control abarcó a medio centenar de vecinos, principalmente automovilistas y motociclistas.

Además, una persona de 66 años fue interceptada en el ingreso al ejido urbano.

“Tras cursar sus circunstancias personales por la Sala de Informática se comprobó que desde el 18 de julio de 2019 el sujeto tenía un pedido de paradero activo, con intervención del Juzgado de Paz de Gonzáles Chaves”.

Según se indicó, el sujeto no asistió las veces que fue citado por dicho juzgado para hacer el correspondiente descargo por una contravención que cometió el último año.