Una vecina denunció esta tarde la sustracción de una importante suma de dinero a sus padres bajo la modalidad conocida como “cuento del tío”.

Si bien el hecho ocurrió minutos antes de las 14 en la primera cuadra de la calle Rodríguez Peña, recién la pareja de abuelos, de unos 80 años, se percató de lo sucedido horas después.

Según se informó, un par de jóvenes arribó al domicilio con el pretexto de buscar una mascota perdida. El matrimonio accedió al pedido, permitiendo el ingreso al patio.

Mientras uno de los delincuentes mantenía conversación con los dos, el restante se abocó a cometer el robo.

Las víctimas aseveraron que uno de los malhechores es delgado y alto, y portaba una campera marrón, y al restante lo describieron como bajo y robusto, con un buzo amarillo a rayas.